Cinemascope

Cine , Cartelera de Cine, Estrenos, Actores y Actrices

Interesante de nuestros patrocinadores

Sobre The Last Jedi – **Spoilers**

dic-18-2017, por cinefilo

SPOILER ALERT, SPOILER ALERT, SPOILER ALERT

Ya en otras ocasiones he contado del valor emocional que tuvo Star Wars en los primeros años que le conocí. Su importancia radicó no en el mero entretenimiento, ni en la calidad técnica de sus tomas, sus sonidos, su historia o sus personajes. Fue más íntimo y, por lo tanto, más importante.

Mi crítica a la saga, pues, tiene un enfoque que los entendidos no usan, pero me tiene sin cuidado: la subjetiva. La experiencia artística (¿son arte las películas de Star Wars?) no depende del ojo crítico, sino del espectador que pretende disfrutarla. El especialista la puede explicar, despreciar, admirar, sintetizar, elevar a una catergoría bastante vaga de lo estético, pero su palabra no es infalible. Su palabra no logrará nunca llenar todos los huecos que nos dejan las cosas que amamos.

Esta crítica, por ejemplo, destrozó las precuelas de George Lucas. Muchos fanáticos hicieron lo propio. Pocos le damos el valor tienen; el valor dado sólo por nosotros, los que las queremos. En mi caso, porque me introdujeron ese universo muy, muy lejano. Además, porque valoro los detalles que se opacan por las cuestiones técnicas que tanto se han repetido: guiones endebles, actuaciones vacías, personajes simples.

La misma crítica, por otro lado, alabó de sobremanera la saga desde que Disney hiciera la compra en 2012. Todo en The Force Awakens fue perfecto, todo en Rogue One fue preciso. Ahora, todo en The Last Jedi también lo es.

No para mí.

Hay que conceder: la película por sí misma es buena. Tiene cuatro giros de tuerca, dos tan consecutivos que bien puede ser uno. Los personajes son divertidos y para quien ame a BB-8 disfrutará que se las arregle para amordazar a cuatro guardias y, más tarde, conducir exitosamente un AT-ST de la Primera Orden; para mí, es ridículo. La historia te mantiene interesado todo el tiempo, en esa eterna persecución de la que, sin embargo, es obvio que los chicos buenas sabrán contrarrestar. Las referencias a The Empire Strikes Back no son, como en la película pasada, más plagios que homenaje: disfruté mucho la que se le hizo a Hoth. Lo mejor: Kylo y Rey contra los ¿guardias imperiales?, el Yoda original y el holograma de Leia de A New Hope.

Por otra parte, la historia paralela de Finn y Rose es simplemente absurda y no aporta nada a la historia, Snoke decepciona, la verdad de Rey también y ese Luke emo, miedoso, confundido y cobarde simplemente es totalmente opuesto al mismo Luke que jamás perdiera la fe en el villano más grande de todos.

Ese Luke me dolió. Volvamos a los primeros párrafos. Luke fue para mí un modelo o, mejor, un espejo de lo que quería ver. Alguien que pequeño, inútil y sin gracia, se eleva y logra grandes cosas. Alguien que supera el dolor y la derrota para hacerse más sabio, más fuerte, más capaz. Alguien que termina satisfecho de su viaje, que le sonríe al pasado para luego volver con la misma sonrisa al presente.

Dijo, con todo, algo muy cierto y que es, desde cierto punto de vista (referencia a Ben Kenobi aquí), es una justificación de lo que hará Disney, sobre todo porque también lo repite el mismo Kylo: “el pasado debe morir”. En Kylo es el pretexto para arrasar con todo y conseguir el poder, el Luke es más profundo, pero también es una excusa para con Rey. Al final, Luke destruye y honra el pasado, cosa contraria a Kylo, que se limita a perpetuarlo.

Lo que pasa con Luke no me gustó no porque estuviese fuera de lógica argumental, sino porque mataron a alguien que no debía morir aún, porque borraron a un ícono personal que, de morir, debió hacerlo en el acto final, peleando por todo lo que fue creyó en su juventud rebosante de fe. Luke murió como el status lo manda, con la autoridad que se ganó a pesar de sus errores, pero no en donde debió hacerlo.

Los minutos finales me dejaron mudo, sólo rompí el silencio en cuando el tema principal sonó, enérgico como siempre, para introducir los créditos de la película. Me dolió. A diferencia de Harrison Ford, Mark Hamil nunca estuvo peleado con su personaje. Los dos soles en su isla desierta, espejo de Tatooine, fueron lo último que quedó del querido jedi. Y ahí quedó algo de mí, creo yo. Con Luke, se fue un pedazo de lo que me hizo fuerte, de lo que me hizo seguir.

Eso lo debo superar, seguramente. Pero por el momento, duele de una forma extraña, un poco más intensa que con la muerte real de la princesa Carrie Fisher. Luke, contigo se fue algo. Pero estoy seguro que, como tú, encontrará su camino a la Fuerza, como el equilibrio que mantiene la armonía en esa galaxia muy, muy lejana.

star-wars-the-last-jedi-7680x4320-mark-hamill-8k-15103-920x600

 

Tambien recomendamos

Marisco a domicilio
Si quieres disfrutar del mejor marisco gallego, no dudes en pedirlo en emarisco, sin duda la mejor calidad y el mejor precio de marisco en internet. Una verdadera gozada.

El sin sabor de El último Jedi

dic-18-2017, por cinefilo
24172926_946619915494301_6525482344690384728_o

Enki

¡Alerta de spoilers! Si usted no ha visto la película, absténgase de leer esto.

Calificación: 7, siendo generosos.

Se confirma que Disney llegó para arruinar la saga… ¿¡Por qué tenías que venderla George!?… obvio están tratando de enterrar el pasado para lograr que en el futuro los nuevos personajes sean los héroes de las nuevas generaciones.

Y eso es entendible. Carrie Fisher (Leia) murió, Mark Hamil (Luke) está viejo y puede morir en cualquier momento, igual que Harrison Ford… Si Disney compró, era para sacarle todo el jugo posible a la historia y eso solo es posible con una nueva plantilla. El problema es que no ha creado personajes con la suficiente fuerza para convertirse en leyendas tipo Han Solo o Vader.

Finn

Un personaje que tendría todo para ser genial: un Stormtrooper renegado. Pero no. Es un bufón cobarde, con momentos de valentía, al que Rey tiene en la friend zone. De hecho en esta película le consiguen “pareja”, una oriental que al final le quita la oportunidad de ser un verdadero héroe. El público merecía que Finn muriera.

Rey

Una niña que sin entrenamiento Jedi de ninguna clase resulta derrotando a Kylo Ren (al que nos han vendido en The force awakens como el súper putas pero es un idiota), que si ha tenido entrenamiento… ¡Y nada más y nada menos que de Luke y de Snoke!

Sin entrenamiento también fue capaz de sostenerle una pelea de palos a Luke, que en teoría ya es un maestro Jedi.

Duramos dos años especulando sobre sus padres… algunos teorizaban incluso que podría ser hija de Luke, y prima de Kylo, pero no. Es hija de unos don nadie que la abandonaron. Guardo la esperanza de que Kylo le haya mentido sobre eso.

Snoke

El villano misterioso que nos puso a especular a todos sobre quién era (algunos decían que podría ser Darth Plagueis), muere sin pena ni gloria. ¡Sin una sola maldita pelea! Asesinado por el inepto Kylo Ren. Nunca supimos ni de dónde venía, ni cómo se había vuelto tan poderoso, ni cómo llegó a convertir al hijo de Leia y Han al lado oscuro. Nada.

Kylo Ren

Desde The force awakens es el peor de los nuevos personajes. Los trailers nos daban la impresión de que Disney se la había jugado por un reemplazo digno para Darth Vader, pero su conflicto interno entre el lado luminoso y el oscuro lo hacen parecer más un emo preadolescente que alguien digno del universo creado por Lucas.

En The last Jedi acaba con Snoke de una manera tan fácil que deja un desasosiego muy grande. Pensé que en esta película se iba a reivindicar, pero sigue en deuda.

Leia

No se espera mucho del personaje, de hecho es agradable verla porque Carrie Fisher murió hace unos meses y eso hace que haya un cariño especial. Hace lo de siempre: comandar a los rebeldes, pero hay una escena muy forzada.

Cuando el ataque de la Primera Orden hace que termine en el espacio, “vuela” de vuelta a la nave… ¿usó la fuerza?, ¿cuándo aprendió a usarla?

Luke Skywalker

Otra decepción. Esperamos dos años para que finalmente Luke saliera con un chorro de babas y nos recordara que el personaje realmente no ha hecho nada en toda la saga. Recordemos que el que mató al Emperador en el episodio VI no fue él, fue Vader.

Cuando finalmente habla con Yoda y se deja de lloriqueos, aparece dispuesto a enfrentar a todo un ejército de la Primera Orden. Lo que estábamos esperando desde hace años: ¡Veríamos pelear a Luke convertido en un maestro Jedi! pero no. No fue capaz de ir a pelear, meditando se proyectó desde la isla para trolear a Kylo Ren mientras el puñado de rebeldes que quedaron vivos huía. Finalmente muere cuando termina la meditación.¿¡Ese es el fin de Luke Skywalker!? Así es. Decepción total.

¿Qué me gustó?

Los efectos especiales y la música no podían fallar. La película tiene buen ritmo y es agradable para pasar el rato con la familia.

Me gustó mucho la escena en la que R2D2 le muestra a Luke el mensaje que Leia le enviaba a Obi Wan pidiéndole ayuda, un detalle que nos transporta brevemente a los mejores tiempos de la saga, un detalle que nos recuerda que en Star Wars también todo tiempo pasado fue mejor.

Enki Presidente desde las montañas de Internet.

YouTube: Enki Presidente
Twitter: @EnkiPresidente
Facebook: Asesorías Espirituales

 

 

 

 

El día de hoy la gente de 20th Century Fox ha revelado un nuevo póster para Deadpool 2 localizado pa

Vuelven, dir. Issa López

dic-18-2017, por cinefilo

vuelven-941014237-large

Vuelven

Dirigida y escrita por Issa López

México, 2017.

Las líneas entre la fantasía y la realidad son más finas de lo que pensamos, sobre todo en un país tan coloridamente oscuro, mágico y surreal como el nuestro. Sin embargo, es poco el valor que se le da al cine mexicano cuando trata estos vínculos; las productoras nacionales creen que entre más “realista” es una historia, más vale la pena, por lo que nos llegan películas con humor barato o violencia gratuita. Eso ha hecho que personas que, con el objetivo de entender y reconstruir el mundo, disfrutan filmes del género fantástico y del horror perspicaz, dejen de confiar en el producto nacional. Pero Vuelven… es otra historia.

Estrella es una niña que, como muchos otros, ha sufrido los estragos de la violencia y el crimen organizado, ha padecido desde las balaceras fuera de su escuela hasta la desaparición de su mamá. La buena noticia es que su maestra, en medio del tiroteo, le ha regalado tres deseos en forma de gises. La mala es que su maestra le ha regalado tres deseos y que tal vez no serán suficientes para librar la batalla que está por enfrentar junto a la bandita de Shine, niños que también se vieron obligados a vivir solos en las calles por las mismas razones que Estrella. Todos tendrán que sobrevivir en medio de un mundo hostil, cargado de balas y torturas por parte de los delincuentes “huascas” y las autoridades corruptas, además del hambre y la falta de un techo seguro; así como muchos niños en el día a día.

Tigers are not afraid

Podría decirse entonces que Vuelven es un cuadro muy realista, cómo se le pide ser en la industria, sin embargo está trazado con la paleta de la inocencia y los bailes espontáneos en medio de la guerra; iluminado con el rosa de las ropas de Estrella y las sombras fantasmagóricas; texturizado con la piel de un tigre de felpa viviente y el plástico envolvente de cadáveres que te persiguen, adheridos a ti como recuerdos. Es pues, un cuadro que toma forma y esencia a través de elementos extraordinarios, tan únicos como los niños que dan vida a este cuento de hadas visceral.

Los encuadres de Issa son una mirada a esa pintura penetrante que el espectador se lleva en la memoria aún al salir del cine. Y ello, aunado a los colores, hace a Vuelven visualmente hermosa.

tigersarenotafraid4_huge

En este tiempo negro, es imposible no sentir empatía con sus personajes. Mi colonia ni siquiera aparece en el listado de las más peligrosas de la ciudad; no obstante, he corrido para esconderme y apagar la luz cuando hay balaceras afuera de mi ventana, y he visto el azul y rojo del patrullaje iluminar mis paredes después del ruido de los disparos y los gritos de una madre desconsolada. Hay monstruos agresivos en las calles, y están vivos.

Así, en Vuelven, los peores momentos de ansiedad los provocan los que respiran. Mientras que los muertos regresan para advertirnos y recordarnos cuál podría ser nuestro final o el de las personas que más amamos. ¿Qué peor terror que ese?

Guillermo del Toro tuvo que irse con sus monstruos maravillosos a probar suerte en otros lados, tuvo que alejarse del crimen y el mal gobierno. ¿Cuántos talentos más debemos dejar partir porque no se les da la oportunidad de crear y vivir tranquilos aquí?

“Los tigres no tienen miedo”, declaran los personajes constantemente, e Issa López es una tigresa, valiente al construir algo fuera del prototipo del cine mexicano, como inspirada por las historias de Del Toro. Las rayas de estos tigres –personajes y narradores– dibujan la esperanza no sólo de la creatividad narrativa, sino de que tal vez, en algún punto futuro, habrá un momento sanador y justo en nuestro país.

 

Mi firma_K

4_5

(ALERTA SPOILER: Si aún no has visto “Los últimos Jedi”, no deberías estar leyendo esto. Preséntate