Cinemascope

Cine , Cartelera de Cine, Estrenos, Actores y Actrices

¿Qué película ver?



¿Por qué vemos las películas que vemos en el cine o en nuestra casa? ¿Qué criterio tenemos a la hora de elegir? ¿Qué transmite una película antes de verla?

Las aventuras de Tintin

Estas preguntas que nos podemos hacer sin grandes pretensiones son la base del funcionamiento de las grandes empresas productoras, empresas de marketing, de cines y demás. Como simple espectador podemos notar ciertas influencias a la hora de elegir como por ejemplo recomendaciones de amigos, interés por un director, actor o guionista; cartel promocional, trailers, obligación de tu novia, etc.

Aunque muchas veces se acierta, muchas otras fallamos y nos quedamos con cara de tontos al pensar en lo que hemos pagado por verla o el tiempo perdido. ¿Dónde podemos encontrar un criterio fiable para que la película que veamos no nos engañe? Si lo pensamos, va a ser difícil encontrar ese criterio porque, para empezar, los gustos de cada persona son distintos y, por otro lado, las productoras van a hacer todo lo posible por engañarte para que te decidas por ver esa y no otra. La clave es encontrar una fuente de información fiable que entiendas lo que te propone y por qué lo propone.

Vale, pero, ¿dónde está esa fuente?. De primeras hay que decir que una fuente evidente no existe, si no películas como ‘Tintín: El secreto del Unicornio’ no las habría visto. Primero analizaré cada una de las influencias ya mencionadas y me guardaré una para el final:

  • Recomendaciones de gente: Lo bueno que tienen es que sabes los gustos de esa persona y sus prejuicios, lo malo que hay muchas películas que no ha visto esa persona y puede exagerar más que un andaluz.
  • Interés por un autor: Sencillo, puedes ser vilmente engañado como con ‘Alicia en el País de las maravillas’.
  • Cartel promocional: el cartel cobra sentido en la cola de la taquilla cuando aún sigues indeciso y tú o tu acompañante dice: “¡Vaya tetas!”, “Que guapo” o “Que curte” y, así, se decide que película ver. Por tanto, no hay que dejarse llevar por este criterio, aunque no me molesta ver carteles como éste:Cartel "Scarface" (1983)
  • Trailers: Se encargan de ponerte los dientes largos con algo que sólo está en tu imaginación, no en un carrete de 35 mm pues no muestran ninguna característica, no definen la sinopsis ya que, en definitiva, sólo tratan de convencerte.
  • Novia: Habrá que valorar esta opción, pero en otro momento.

Lo ideal sería encontrar un grupo de películas que sea muy probable que me vayan a gustar. Para ello hay que conseguir crear esos grupos de películas que deberán tener algo en común que no sea “acción”, “aventuras”, “comedia romántica”, pero que, tampoco sabemos que es eso que las hace unirse a cada grupo, pues es algo que trasciende esos géneros. Si ves algunas de tus películas favoritas es fácil que estén ‘Toy Story’ y ‘American History X’, pero no tienen nada que ver entre ellas.
Pues bien, esos grupos (que no tienen nombre propio) surgen con los “sistemas emergentes”.

Me explico: si pudiésemos tener catalogadas las películas favoritas de un número elevado de personas (100.000 por ejemplo) tendríamos un grupo de películas favoritas para cada persona. al tener a priori 100.000 grupos (uno por persona), éstos muchas veces serán idénticos (es normal que mis películas favoritas sean las mismas que las de otra persona). Otras veces, los grupos serán idénticos pero tendrán en común ciertas películas, de tal forma que al final tendremos grupos de películas que se relacionan al ser las favoritas de distintas personas. De esta forma a la hora de elegir películas podremos ver a que grupo pertenece dicha película y si ese grupo es afín a nuestras preferencias con lo que será mas probable que nos guste.

Para concluir me veo obligado a recomendar la página que refleja esta teoría que no es otra que FilmAffinity y su sistema de almas gemelas que gestiona los mencionados grupos y recomienda películas en función de la afinidad a otras personas y a nuestro propio criterio.

Escriba un comentario