Cinemascope

Cine , Cartelera de Cine, Estrenos, Actores y Actrices

LOS FINES DE SEMANA CINE: EL PEQUEÑO SALVAJE



El   pequeño  salvaje   es una  película de Francois Truffaut que vi hace mucho, mucho tiempo.

Recuerdo que me llevó mi madre, que me dijo que ya era hora de ver otro tipo de películas y que me impresionó vivamente.

La película esta basada en un hecho real:  un niño al que encontraron viviendo solo en un bosque de Francia en el siglo XVIII.

Lo ingresaron en el Instituto Nacional para Sordomudos de París,  sucio y apenas vestido.  El niño apenas sabía  hablar, comunicarse o convivir en  sociedad.  Fue bautizado con el nombre de Victor por el personal del hospital, y  su caso fue asumido por el doctor Itard, un médico solitario con una dedicación inquebrantable para integrar al niño en la sociedad. Pero domar al salvaje no será tarea fácil e Itard tendrá que trabajar infatigablemente para enseñar a Victor su lugar en el mundo, aunque tenga que jugarse su reputación en el intento.

Uno de los mayores desafíos de la educación en todos los tiempos es la educación de niños en situación de total o parcial marginalidad. Hoy día, en nuestros países civilizados, siguen apareciendo niños que por su abandono, malos tratos, encarcelamiento o aislamiento, tienen todas las características de los niños salvajes, ya estudiados y clasificados por Linneo.

El interés de expertos, pedagogos, médicos y psicólogos de socializar a estos niños es un fenómeno común en todo el mundo. Siempre atormentó esta duda a los filósofos y otros profesionales interesados, despertando el interés desde el siglo XIX. Para que el hombre salvaje ya no provocara miedo y se convirtiera en un ser aceptable, fue necesaria la intervención de la ficción, la creación de un héroe como Tarzán, capaz de conservar su humanidad mientras desarrollaba al mismo tiempo un cuerpo atlético y adquiría sentidos aguzados de los animales.

A partir de esta  película,  Truffaut, como hizo también con   La piel dura    y Los 400 golpes,   entra en la problemática educativa de los menores abandonados, de la mano del cine, animando a investigar a partir del film sobre los fundamentos históricos de la película, sus protagonistas, y  sobre otras situaciones similares.

Empleando técnicas procedentes de campos de la más variada índole como la voz en off del documental o los cierres de iris del cine mudo, Truffaut planteó con esta película la sustitución del Hombre Natural que defendían las tesis rousseaunianas por el Hombre Moral, forjado a partir de un largo proceso integrador y dotado de un sentido de la justicia incuestionable. Esta propuesta, plagada de signos y elaboradas claves, deja entrever algunos retazos de la biografía de su autor, marcada por una infancia difícil y su superación a través del cine.

El médico-pedagogo Jean Itard luchó para insertar a Víctor de Aveyron en la sociedad francesa de comienzos del siglo XIX, consiguió ser su mentor y acreditar ante el reconocido psiquiatra Pinel, que Víctor podría llegar a ser civilizado e independiente. Los escritos de Itard sobre el caso fueron utilizados por Truffaut para hacer el filmL’enfant sauvage. La figura de Víctor, en el filme de Truffaut, refleja exactamente la fascinación que los «salvajes»ejercen sobre los «civilizados» y plantea el debate sobre cómo educarlo. No hay que olvidar que este suceso ocurrió en la Ilustración, cuando el hombre sentía que podía comprender  la naturaleza, que la anterior época de oscurantismo y supersticiones iba a dar paso a la luz de la razón y la lógica. Los pensadores de la Ilustración sostenían que la razón humana podía combatir la ignorancia, la superstición y la tiranía. El doctor Itard, como un hombre de su tiempo, creía firmemente que podría civilizar al pequeño salvaje y en cierta medida lo consiguió pero sacrificando por el camino otros valores:  la libertad, ingenuidad y felicidad del ser humano en estado natural frente a  la hipocresía y corrupción de la  civilización.

Recuerdo que  casi inmediatamente me puse del lado del niño. Supongo que algo tendría que ver mi edad en ese momento, pero creo que era algo más profundo, más irracional también. Sufrí con el proceso de socialización de Víctor y en el fondo deseaba que huyera otra vez al bosque, y mi deseo se vio  cumplido pero…  No quisiera destriparos la película por si os animáis a verla. Es otra de las películas que reviso de vez en cuando. 

 

Escriba un comentario