Cinemascope

Cine , Cartelera de Cine, Estrenos, Actores y Actrices

Interesante de nuestros patrocinadores

La variopinta filmografía de Boaz Yakin sirve para hacerse una idea de los aciertos y los fallos de una película como Safe. Entre sus títulos como guionista destacan películas del calibre de El Principiante o aquella aproximación al personaje de la Marvel, El Castigador –entonces El Vengador- que protagonizó a finales de los ochenta Dolph Lundgren, pero también se encargó de los ¿textos? de Dirty Dancing 2 o de dirigir Niñera a la fuerza.

Si observamos con atención, veremos que sus aciertos son, en realidad, dos libretos más simples que el mecanismo de un botijo, dos guiones de películas de serie b –a pesar de Eastwood- que, ojo, ya no se dejan ver desde hace tiempo y que forman parte de un estilo de cine de acción que echamos de menos.

Pues para devolvernos a los hits de venganzas imposibles, hostiones como panes y mínimos diálogos construidos únicamente por réplicas matadoras –hay una especialmente graciosa que hace referencia al tamaño de los testículos del protagonista-, el director y guionista, con la ayuda de Lawrence Bender en la producción, nos mete de lleno en un fregado a tantas bandas que resulta demasiado estúpido perder el tiempo matizando. A grandes rasgos, Statham es un tipo con un pasado oscuro y violento al que arrebatan su vida y cuando decide poner fin a su calvario, se cruza en su camino una pequeña niña que ha escapado de las triadas y a la que también buscan unos mafiosos rusos y un puñado de policías corruptos. Y claro, decide ayudarla.

Safe recuerda a la inminente El hombre sin pasado, por la trama y los personajes, pero también por la peculiar forma de rodar saltos atravesando ventanas, y nos devuelve a la memoria aquel simpático Mercury Rising protagonizado por Bruce Willis y un niño autista. Y hay está su principal baza: acción bien filmada, que en ocasiones demuestra algo parecido a un estilo personal. Y un primer acto narrado a velocidad de serie de acción que puede cansar al espectador que espere un ritmo algo más pausado. No estamos hablando del –gracias a dios- cada vez más olvidado ritmo videoclipero gratuito que puso de moda Guy Ritchie, aquí lo que hay es un cliffhanger en el final de cada escena y un gran estruendo en el comienzo de la siguiente, algo, claro está, imposible de mantener durante hora y media. Giros de guión imposibles, ausencia de villano hasta que de repente aparece uno salido de la nada y secundarios con cero carisma son su mayor lastre.

El que busque en Safe algo más que evasión y alguna risotada cómplice –alguna no tanto- puede saltársela porque, sin llegar a los extremos de un Neveldine & Taylor, la esencia del film se parece mucho a la que estos dos zumbados impregnaron a sus dos Crank. Una película para pasar la tarde entretenido hasta que empiece el próximo Barça-Real Madrid.

La variopinta filmografía de Boaz Yakin sirve para hacerse una idea de los aciertos y los fallos de una película como Safe. Entre sus títulos como guionista destacan películas del calibre de El Principiante o aquella aproximación al personaje de la Marvel, El Castigador –entonces El Vengador- que protagonizó a finales de los ochenta Dolph Lundgren, pero también se encargó de los ¿textos? de Dirty Dancing 2 o de dirigir Niñera a la fuerza.

Si observamos con atención, veremos que sus aciertos son, en realidad, dos libretos más simples que el mecanismo de un botijo, dos guiones de películas de serie b –a pesar de Eastwood- que, ojo, ya no se dejan ver desde hace tiempo y que forman parte de un estilo de cine de acción que echamos de menos.

Pues para devolvernos a los hits de venganzas imposibles, hostiones como panes y mínimos diálogos construidos únicamente por réplicas matadoras –hay una especialmente graciosa que hace referencia al tamaño de los testículos del protagonista-, el director y guionista, con la ayuda de Lawrence Bender en la producción, nos mete de lleno en un fregado a tantas bandas que resulta demasiado estúpido perder el tiempo matizando. A grandes rasgos, Statham es un tipo con un pasado oscuro y violento al que arrebatan su vida y cuando decide poner fin a su calvario, se cruza en su camino una pequeña niña que ha escapado de las triadas y a la que también buscan unos mafiosos rusos y un puñado de policías corruptos. Y claro, decide ayudarla.

Safe recuerda a la inminente El hombre sin pasado, por la trama y los personajes, pero también por la peculiar forma de rodar saltos atravesando ventanas, y nos devuelve a la memoria aquel simpático Mercury Rising protagonizado por Bruce Willis y un niño autista. Y hay está su principal baza: acción bien filmada, que en ocasiones demuestra algo parecido a un estilo personal. Y un primer acto narrado a velocidad de serie de acción que puede cansar al espectador que espere un ritmo algo más pausado. No estamos hablando del –gracias a dios- cada vez más olvidado ritmo videoclipero gratuito que puso de moda Guy Ritchie, aquí lo que hay es un cliffhanger en el final de cada escena y un gran estruendo en el comienzo de la siguiente, algo, claro está, imposible de mantener durante hora y media. Giros de guión imposibles, ausencia de villano hasta que de repente aparece uno salido de la nada y secundarios con cero carisma son su mayor lastre.

El que busque en Safe algo más que evasión y alguna risotada cómplice –alguna no tanto- puede saltársela porque, sin llegar a los extremos de un Neveldine & Taylor, la esencia del film se parece mucho a la que estos dos zumbados impregnaron a sus dos Crank. Una película para pasar la tarde entretenido hasta que empiece el próximo Barça-Real Madrid.

Scott Spiegel: cineasta entre clanes

mar-4-2012 By cinefilo

Scott Spiegel (24/12/1957, Walnut Lake, Michigan), director de la tercera y (por el momento) última entrega de la saga Hostel -estrenada directamente en formato doméstico-, era con apenas veinte años todo un veterano realizador de cortometrajes en Súper 8. De forma habitual, su nombre suele ir ligado a dos de los directores más influyentes de los últimos años, Sam Raimi y Quentin Tarantino, pero además ha colaborado con William Lustig, Boaz Yakin, Eli Roth y el mismísimo Clint Eastwood. A pesar de ello, su escasa filmografía se ve limitada a producciones de bajísimo presupuesto con un plan de rodaje mínimo, en las que, aún así, ha desarrollado un estilo visual único, sacando todo el partido posible a los pocos medios que tiene y, en el caso de las secuelas que ha rodado, otorgándoles una identidad propia. Este artículo intenta ser una aproximación a su carrera con el objetivo de reivindicar su figura, casi siempre incomprendida y vilipendiada por muchos.

 

Para leer el artículo, picha aquí.

 

Cine | Safe – Trailer

nov-12-2011 By cinefilo

Pues LIONSGATE nos trae esta nueva cinta de acción, misma que es dirigida por Boaz Yakin y protagonizada por el actor inglés Jason Statham, muy conocido por su papel en la serie de películas EL TRANSPORTADOR. La cinta trata sobre un Agente de élite, quien toma la iniciativa de proteger a una pequeña niña, quién fué inducida a guardar información vital para las tríadas en contra de la mafia Rusa, por lo que tendrá que salvarla no solo de dichas mafias, sino de los mismos agentes corruptos en la ciudad de Nueva York, la cinta será estrenada en EUA, el 2 de Marz del 2012. ENJOY Lea el resto de la entrada »