Cinemascope

Cine , Cartelera de Cine, Estrenos, Actores y Actrices

Interesante de nuestros patrocinadores

Drive (2011) – Nicolas Winding Refn

nov-30-2012 By cinefilo

Sinopsis de filmaffinity: Durante el día, Driver (Ryan Gosling) trabaja en un taller y es conductor especialista de cine, pero, algunas noches de forma esporádica, trabaja como chófer para delincuentes. Shannon (Brian Cranston), su jefe, que conoce bien su talento al volante, le busca directores de cine y televisión o criminales que necesiten al mejor conductor para sus fugas, llevándose la correspondiente comisión. Pero el mundo de Driver cambia el día en que conoce a Irene (Carey Mulligan), una guapa vecina que tiene un hijo pequeño y a su marido en la cárcel.

Fecha de visionado: martes 20 de Noviembre 2012.

Puntuaciones:
  • Filmaffinity: 7.2
  • IMDB: 7.9

Lea el resto de la entrada »

Las adicciones son un mundo ampliamente abordado en el cine y en el que es común encontrar magníficos trabajos, pero es en un tópico no tan convencional en el que “Shame” se posiciona como maravilla de los últimos años.

Brandon (Michael Fassbender), detrás de su buen aspecto físico y situación económica-laboral privilegiada, esconde una adicción al sexo en todas las facetas; en medio de sus actividades cotidianas su mente estará avocada a disminuir sus niveles de lujuria a toda costa. Es su día a día, su droga, su verbo, su costumbre. No es más que un mecanismo de escape a la imposibilidad de entablar vínculo sentimental con otra persona.

A este asunto erótico se le suma una visita inesperada: la de su hermana Sissy (Carey Mulligan). Será el punto de partida para un giro en su forma de verse y sentirse, encontrándose constantemente con sentimientos de culpa, rabia y vergüenza. La conciencia de que el camino no es el correcto, pero a la vez resignación a que no hay escapatoria.

Sissy representará una invasión, fundamentalmente, a su privacidad. Como hermano mayor siente que protegerla es su deber, pero la idea choca con el hastío de ver cómo ésta ha ido tirando poco a poco su vida a la basura.

“Valiente” puede ser el adjetivo totalmente acorde para definir el segundo largometraje de Steve McQueen, dado que aborda en lo muy profundo de un tema nada sencillo de explorar. Sin recato ni miedo a la censura, este director y guionista ofrece toda una obra sensorial y explícita, que a su vez es potenciada por la impecable interpretación de Michael Fassbender.

Y es que al terminar de ver la cinta, una de las preguntas obligadas es ¿por qué semejante actuación no fue, siquiera, tomada en cuenta para un Oscar? Algunos críticos creen que vincularse a un trabajo de alto contenido sexual pasó factura, y ciertamente en un criterio cuadrado es común pensar así, pero no es más que otro posible error histórico de la academia de Hollywood; parte de los deslices a los que muchos ya se han acostumbrado… y resignado.

 ”We’re not bad people. We just come from a bad place”.

La cinta “indie”, protagonizada por el ya consagrado Ryan Gosling, nos demuestra que una historia simple puede resultar en un trabajo de gran calidad cinematográfica, gracias al cuidado de la estética visual y sonora, las actuaciones y la buena dirección. No en vano, ganó el premio a Mejor Director en el Festival de Cannes.

“Drive”, del casi novel director danés Nicolas Winding Refn, presenta a un doble de Hollywood y experto en mecánica (Gosling) que tendrá que salvar su vida ante los enemigos que logró por ayudar a un vecino.

Pero la historia va más allá de esta premisa. Nos encontramos a lo que será un verdadero héroe, que así como es carente de palabras y mayores emociones, también carece de razones para ser feliz. Esta monotonía sentimental es cortada cuando conoce a Irene (Carey Mulligan) y al hijo de ella, Benicio (Kaden Leos). De la importancia que ellos tendrán para nuestro protagonista, y su vinculación con el ex convicto y esposo de Irene, Standard (Oscar Isaac,) resultará el punto de giro de la cinta.

Con tonalidades de cine negro, tenemos una cinta en la que no pasarán por alto las actuaciones de Brian Cranston y Albert Brooks – que ya les han valido nominaciones a distintos premios -, pero también una ambientación musical que nada tiene que envidiar a las películas con grandes presupuestos.

Con respecto al último punto, el OST a cargo de  reconocido por sus trabajos musicales en “Traffic” y “Sex, Lies, and Videotape”, añade con su pop electrónico una pieza importante en el engranaje sensorial de la película. A esto se le suman artistas como Kavinsky, Chromatics y College; este último es el responsable del tema “Real Hero”, el tema principal de “Drive” y de nuestro héroe, el conductor.

“I don’t carry a gun. I drive”.

Arte que crece

sep-28-2012 By cinefilo

“Drive”, Dir: Nicholas Winding Refn

Hace unos meses atrás, y luego de varios comentarios (algunos bastantes insistentes), vi Drive de Nicholas Winding Refn. Esa película protagonizada por Ryan Gosling y Carey Mulligan sobre un tipo cuya vida gira alrededor de los autos, hasta que algo sale mal. Para hacerla corta, la película me gustó. De hecho, no sé por qué me demoré tanto en verla. Debe haber sido por ese horrendo trailer que hicieron para promocionarla, y que la verdad de las cosas, hace muy poco tanto en llamar la atención como en capturar la potencial experiencia cinematográfica. Tanto me demoré, que hasta me perdí su limitada exhibición en salas chilenas, o peor aún, tuve que auto-excluirme de discusiones entre amigos cinéfilos durante el tiempo de las nominaciones a los Oscars de este año, por, bueno, básicamente no tener idea sobre la película.

¿En qué estaba? Ah si. Me gustó Drive. La encontré buena, aunque para ser sincero, no la encontré una gran película tampoco. Estaba muy bien hecha, su propuesta era muy sólida, sus actuaciones en general notables, pero no fue nada del otro mundo. Eso pensaba cuando recién la vi. Y las horas que siguieron a eso, también. Sin embargo, conforme pasaban los días, me sorprendí a mi mismo al darme cuenta que Drive seguía en mi cabeza; seguía pensando en ella, en sus escenas, en qué podía significar tal cosa, etc. Y mayor fue mi sorpresa, cuando luego de darme cuenta de eso, al final terminé concluyendo en que la película ahora la encontraba mucho mejor que al momento de parar la reproducción. Ahora la película era mucho más que buena, era notable. Con el tiempo, mi “veredicto” sobre la película se había nutrido de otras cosas, hasta incluso, cambiar, si se puede decir así.

Algunos quizás podrán decir que ese es un proceso lógico, normal dentro de la percepción de alguna experiencia artística. Y puede ser verdad, pero no es común, ni tampoco lo hace mejor a una “respuesta inmediata”. The Dark Knight la encontré genial desde el momento en que la estaba viendo. Con Videdrome me pasó lo mismo. Y qué decir de clásicos como Vertigo, o iconos de la cultura pop como Back to the Future. Todas ellas fueron y siguen siendo maestras desde el momento de su primera exhibición. Incluso se pueden ir descubriendo más cosas, otras capas de interpretación, pero la percepción de la película permanece, o hasta puede potenciarse, pero difícilmente va a cambiar.

Lo que me pasó con Drive, me hizo recordar a otra película con la que me ocurrió lo mismo: The Silence of the Lambs. La encontré buena, pude entender por qué tiene el lugar que tiene, etc. Pero pasaron los días, y no podía sacármela de la cabeza. Y no por lo perturbadora, sino por algo quizás más complejo, algo que tiene que ver con la aprehensión de la experiencia cinematográfica. Seguía tratando de atar cabos, de revisionar escenas en mi mente, de, finalmente, completar el acto cinematográfico como espectador.

Y ojo, que no me refiero a “películas que no se entienden al primer visionado”, sino a obras que van creciendo con el tiempo, sin siquiera tener la necesidad de verlas más veces. Es un encuentro entre tu intelecto y los restos que guarda tu retina. Resulta interesante este fenómeno. El cómo el acto de percibir el arte va más allá del momento en que uno se enfrenta a la materialidad de la obra misma, incluso más allá de una reflexión consciente, sino cómo también la mente puede operar por sí misma, e insistir en una suerte de análisis inconsciente.

Shame

jul-24-2012 By cinefilo
Portada de la película

El director de “Hunger” vuelve este año con la película galardonada en el Festival de Cine de Venecia, “Shame”. Michael Fassbender (a quien se pudo ver en las películas “300″ y “Malditos bastardos”entre otras) interpreta a Brandon,un hombre obsesionado con el sexo que recibe la visita inesperada de su inestable y perturbada hermana Sissy (interpretada por Carey Mulligan -“An education”-). Hecho que hará tambalear la vida de Brandon.

Lea el resto de la entrada »