Cinemascope

Cine , Cartelera de Cine, Estrenos, Actores y Actrices

Interesante de nuestros patrocinadores

Los Mercenarios 2

dic-29-2012 By cinefilo

LM2

El homenaje a su carrera. Parte 2

Vuelve Stallone y su banda de psicóticos. Statham, Lundrgren, Couture, Crews y con los cameos de la anterior entrega. Willis, Schwarzenegger, a los que hay que sumar al Dios Todopoderoso Chuck Norris y a Van Damme como malo malísimo.

Todos ellos crean un cóctel explosivo de sabor dulce y picante.

Stallone ha sabido crear muy bien en esta saga, dando en el clavo con los personajes. A cada uno le otorga el papel que puede llevar sin problemas, dando mayor o menor importancia en la trama. Con frases fáciles y muy del gusto del espectador del cine de acción de los 90.

Statham es la mano derecha de Stallone en este periplo de viajes y mil batallas. Alguien que puede estar a su altura en cuanto a diálogos y puñetazos.

Lundgren, ya pasó su época y tiene un rol de secundario en la que solo aparece para hacer gracias y repartir cuatro hostias.

Lo mismo pasa con Couture, un ex-luchador de artes marciales mixtas, hace su rol y tiene sus puntazos.

Luego está Crews “el muy negro”. Él le da el toque de humor que equilibra a los demás y suele ser el más profundo con sus frases. Este personaje tiene un grave problema con las escopetas y las armas grandes. Siempre se le puede ver con una AA-12 o Striker.

Bueno, y por último está Li, que reparte cuatro hostias como panes y ya no se le ve más.

En general, las armas en The Expendables son de gran calibre, y eso hace que se vean decapitaciones, desmembramientos y demás.

Su grandeza reside en su sencillez y el no querer dar más de lo que quiere dar. No se toma en serio a si misma, y me recuerda un poco a True Lies de James Cameron, una película de acción de espías en la que no importa que cuentes una grandísima historia, sino que el director se recree a si mismo haciendo homenajes y parodiando al cine de otros tiempos del mismo género.

Completamente disfrutable  si dejas atrás prejuicios y te sientas y disfrutas del homenaje de estos míticos actores colosos del cine de acción, de la época dorada del mismo. Citando frases los unos a los otros de sus películas pasadas. Una imagen vale más que mil palabras, y ahí las hay, y muy buenas, porque solo ver a Chuck Norris cruzando el humo a ritmo de El bueno, el feo y el malo de Ennio Morricone… Vale la pena verla por esos pocos minutos que dura la escena, al ya mítico actor convertido en personaje de si mismo gracias a internet y a sí mismo.

Stallone en un drama independiente

nov-19-2012 By cinefilo

A través de Variety nos llega la noticia de que Sylvester Stallone participará en el drama independiente “Reach Me” película que ha escrito, produce y ya dirige John Herzfeld, responsable de entre otras ’15 minutos’ o ‘Bobby Z’, y co-protagonista allá en 1986 de ‘Cobra, el brazo fuerte de la ley’, clásico ochentero protagonizado por Stallone.

Secundará en el reparto a nombres como los del rapero Nelly, Omari Hardwick, Elizabeth Henstridge, Danny Aiello o Rebekah Chaney en esta historia gue sigue a un grupo de personas que tienen una conexión con un libro de autoayuda escrito por un solitario ex entrenador de fútbol, si bien no ha trascendido cuál será su papel en la trama.

 

En esta película nos contarán la historia de un asesino a sueldo de Nueva Orleans, que será interpretado por Sylvester Stallone y en compañía de un detective de Washington buscarán venganza. Esta trama promete escenas fuertes y violentas. Lea el resto de la entrada »

 

‘El semental italiano’ 

La madre de Sylvester Stallone, Jacqueline, confió en la astrología el futuro de su hijo desde el día en que nació. El signo lunar Cáncer le daba la calidez que ampliaría bondades de su ascendente Virgo, meticulosidad en su proceder, perspicacia y disciplina capaces de enfrentar variados obstáculos, asegura el país.com.co

La carta astral no mintió. Durante el parto, un accidente le cortó el nervio facial de la gesticulación y el habla, por lo que Sylvester llegó al mundo con dificultades para comunicarse, limitación sumada luego a las precarias condiciones de su hogar, que trajeron problemas de raquitismo y depresión. “Por fortuna, mamá me advirtió que mi vida no sería fácil pero mi esfuerzo tendría frutos”, dice.

A los 15 años, tras el divorcio de sus padres, decidió levantar cabeza y comenzar su lucha. Trotaba desde las 4:00 a.m. y durante el día hacía pesas, esgrima, fútbol americano y disco en la Escuela de Alta Deveraux, en Filadelfia, donde se radicó su madre con su nueva pareja.

“Al contrario de haber sufrido la separación de mis padres, creo que fue como un alivio. Peleaban todo el tiempo y eso nos mantenía a mi hermano Frank y a mí en medio de la violencia familiar”, apunta Stallone.

Sin embargo, el ejercicio físico y la tranquilidad espiritual no serían suficientes para sus planes de triunfo, primero como futbolista profesional y luego como actor de cine.

A su Nueva York natal regresó en 1969 y luego de participar en varias audiciones, ocurrió “la gran vergüenza” de la que por fin habló recientemente a la Revista Playboy, y que ahora comenta de forma espontánea. “Le puede ocurrir a cualquiera, fue un momento de desesperación y no me enorgullezco de lo que hice. Es algo que ya pasó, pero gracias a internet, esa película tiene más público ahora que nunca”, le dijo Stallone a El País.

Se refiere a ‘El semental italiano’, su único título porno, que en 2010 se vendió por US$412.000, dinero que ha sido multiplicado por sus compradores. Rodado en 1970, este filme no tenía diálogos para el actor, pero sí escenas explícitas que muestran sus aptitudes sexuales.

“Justamente, a raíz del éxito de la saga ‘Los indestructibles 2’ se ha puesto de moda de nuevo este gracioso video. De haberlo sabido, hasta lo hubiera comprado yo”, bromea Sylvester.

Graduado como bachiller de Bellas Artes y luego de probarse como guionista, se mudó a Hollywood para conseguir el sueño trazado desde una noche de marzo de 1975, cuando vio una pelea entre Ali y Chuck Wepner. Salió “transportado” y llegó a su casa a escribir toda la noche. En tres días ya tenía listo el proyecto que partiría su vida en dos: la historia de un fuerte, pero inocente boxeador, que en cierta forma era como él, pero en versión deportiva: ‘Rocky’.

Antes de la leyenda y ante la perplejidad y carcajada de muchos, un anónimo Stallone dijo que su guión se haría únicamente con él como protagonista, ignorando a taquilleros nombres del momento como Robert De Niro o Ryan O’Neal.

“Perseverancia y confianza en ti mismo”, le repitió su madre muchas veces. Y él siguió las indicaciones al pie de la letra. Le ofrecieron US$250.000 si cedía el rol a otro actor, pero él se negó sistemáticamente.

‘Rocky’ disparó la leyenda: el tipo corpulento de pétreo rostro, invencible durante tres décadas de cine comercial. Aunque ha intentado salirse del molde con ciertos momentos dramáticos sobresalientes, como en la película ‘Tierra de policías’, en 1997, el público se ha encargado de reubicarlo.

Lo suyo es la acción elemental, la misma que los críticos acusan de barata y los espectadores del común disfrutan alborozados. Que se quede con su ‘Rambo’, dando puño y bala sin compasión de los malvados. Que haga gala de su musculatura hasta los 70 años si es posible, lo que seguramente sucederá después de verlo actuando en ‘Los indestructibles 2’, a sus 66 años.

“El público es la razón de ser del cine. Me encanta saber qué les ofrecemos lo que más les gusta. No trabajo para los críticos, sino para los que disfrutan de la adrenalina. Eso es lo que yo sé hacer”.

DREDD: La ley del más fuerte

oct-1-2012 By cinefilo

Hola buenas tardes…Quedan detenidos, pero corran, corran, que es mas divertido.

“LA” película de Dredd, pero con matices…

         Seré claro como el caldo de un asilo: fui completamente acojonado al cine a ver “Dredd”. Aún pesaba sobre mi inconsciente la puñetera bazofia que protagonizó Stallone en los noventa, y pesaba como una losa.Todavía me entran sudores fríos cuando pienso en que el tío que hizo de Rocky, metido en el traje PERFECTO del Juez Dredd acabó haciendo esto:

(¡ay! No perdoné tampoco a Rob Schneider hasta que hizo “Deuce Bigelow: Male Gigoló”)

Lo peor de aquella peli no fueron las pésimas interpretaciones, el disparatado guion, o que se traicionase de entrada el espíritu de la “Ley implacable e Impersonal” que representa la figura de Dredd quitándole el casco, y dejándonos ver el rictus torcido del italoamericano. Lo peor fue que Dredd se convirtió en un personaje maldito para la industria del cine y ha tardado mucho en volver a estar entre nosotros. ¿Ha valido la pena esperar? Averígualo después del corte…

Lea el resto de la entrada »